$1.150

3 cuotas sin interés de $383,33
Ver medios de pago
Entregas para el CP: Cambiar CP
Medios de envío
Descripción

En una carta a Harold Ober, su editor, Francis Scott Fitzgerald le explicaba que concebia sus relatos como si fueran novelas. No se referia a la extension naturalmente, ni a la complejidad de la trama, sino a las emociones que debian provocar, a su capacidad de conmover a los lectores. Esta explicacion quizas encierra la clave de su modo de concebir relatos. Los mejores de ellos, que son muchos, podrian haber sido novelas. Por la hondura de los personajes, por el absoluto dominio sobre la historia que se esta narrando, por la capacidad de hacer visible aquello que no se narra y que el lector descubre. La insistencia en las emociones recorre toda su obra, marcada por una serie de temas en los que probablemente sea el maestro indiscutido: las ambiciones de la juventud, el miedo al fracaso, las diversas y dolorosas maneras de desperdiciar una vida, el desamor, la soledad, lo irrecuperable. No hay que olvidar que uno de sus textos mas celebres se titula Bancarrota emocional.

Como tantos otros novelistas, Fitzgerald durante largo tiempo fue menospreciado como escritor de cuentos. El tiempo corrigio este desden. Algunos de sus relatos son obras maestras y estan entre lo mejor de la literatura norteamericana del siglo XX. Baste mencionar Babilonia revisitada, El diamante tan grande como el Ritz o El extrano caso de Benjamin Button.

Esta antologia preparada por Carlos Gamerro es una muestra reiterada de ese talento, de una voz distintiva. La prosa clara e iluminadora de Fitzgerald sorprende y emociona igual hoy que en su tiempo. Aquello en lo que tanto trabajo constituye su triunfo postumo.  Francis Scott FitzgeraldNacio en 1896 Minnesota y murio en 1940 en California. Es un autor fundamental de la literatura norteamericana del siglo XX. Su primera novela, A este lado del paraiso (1920), lo lanzo a la fama; con sus cuentos, muchos de ellos obras maestras, retrato la sociedad estadounidense y la vida en el Paris de entre guerras. Pero eso no es todo: escribio dos novelas inolvidables, El gran Gatsby (1925) y Suave es la noche (1934), y dejo inacabada El ultimo magnate, un fresco preciso e intenso de Hollywood. Varios de sus libros y sus relatos fueron llevados al cine.